Vandalismo en el Foro

Existen agrupaciones políticas que tienen como bandera la defensa de los intereses de los grupos sociales más privilegiados. Se trata de los denominados partidos de derecha y de extrema derecha, compuestos por algunos de los miembros de esas élites económicas y mayoritariamente por personas que no pertenecen a esas élites pero que creen que hay que defenderlas porque de ellas depende la justicia y la prosperidad.


Los postulados de esa clase de partidos son relativamente simples: en lo económico defienden la extrema libertad de empresa y la propiedad privada como derecho absoluto, pues esas son las condiciones necesarias para que los dueños del poder económico lo mantengan (y profundicen); en lo “filosófico” defienden la “desigualdad natural” pretendidamente basada en que algunos individuos tienen talentos y capacidades especiales que les deberían posibilitar ventajas en el mundo social y por supuesto privilegios (de allí, inclusive, la idea de que los ricos son personas virtuosas y los pobres una especie de tarados); y en lo político, dichas ideologías suelen tener algunas diferencias, pues existen algunas vertientes conservadoras que propugnan por el centralismo político y el control hobbesiano del poder represor para la reducción de libertades individuales en pos de la obediencia y el “orden”, al tiempo que también existen vertientes liberales en las extremas derechas que propugnan por que en prevalezca cierto libertarismo estilo “ley de la selva” que favorecería que en lo social también haya una “mano invisible” que podría poner en “orden” las cosas como por ejemplo si se posibilita el porte libre de armas y la existencia de policías y ejércitos privados.


Lea acá la columna completa: https://www.puntodevistardb.com/2022/02/vandalismo-en-el-foro/

3 visualizaciones0 comentarios

La hipocresía del Estado y la sociedad en Colombia frente al problema carcelario ha sido grotesca. Por una parte, a ninguno le faltan lamentaciones por la cloaca en la que hemos convertido las prision

Las fuerzas armadas en cualquier país democrático son un medio para el mantenimiento del orden público interno y de la seguridad nacional, pero no son un fin en sí mismas. Por muy importantes que pued